sábado, septiembre 02, 2006

Circunstancias especulativas

Que esté aquí no quiere decir que no vaya a seguir estando aquí. Los blogs de ya.com tienen el encanto de lo cutre. Más o menos como comer churros de pie o ser el único que fuma tabaco negro de tu grupo de amigos. Yo lo cutre no lo cambio por nada... a no ser que me paguen.

No es el caso.

"Tanto gilipollas... y tan pocas balas" (a partir de ahora, y abreviando, TanGil, no confundir con TankGirl) nace con otra pretensión: ser un espejo. Un espejo mío no, por Dick bendito, sino un reflejo de Pentecostés, al igual que Pentecostés nació en su día para ser un reflejo de Yo Acuso, el primer blog que parí ya hace bastantes años.

Resumamos: Yo Acuso nació como un blog-denuncia de caracter localista. O al menos esa era mi intención. Pentecostés nació cuando se me hizo evidente que las cosas que me tocan los cojones de Granada tienen su origen en las cosas que me tocan los cojones del resto del globo. Ahora, TanGil nace porque, por suerte o por desgracia, mi anterior blog se ha quedado pequeño. Pequeño en espacio, desde luego, y también pequeño, más bien corto, de miras.

Es que ya no me apetece mezclar las churras con las merinas, y unir en un mismo lugar mis estúpidos poemas, mis comentarios sobre deporte, mis pajas mentales ebrias o información sobre un concurso de perros Terrier. No, no quiero mezclar las churras con las merinas... en un sólo lugar. ¡Ahora me apetece hacerlo en dos!

Dejo bien claro: no creo que vaya a repetir artículos de Pentecostés en TanGil, y viceversa. Serán independientes y complementarios, exactamente como la Liga BBVA y la Copa del Rey, el congrio y la merluza o la zanahoria y el conejo. Me gustaría que fueran tan independientes como los jueces de esta mi amada patria española (¡ja!) y tan complementarios como J. Whedon y el dolor de cabeza. Tan independientes como los que organizan manifestaciones abertzales (¡doble ja!) y tan complementarios como los números de la Primitiva. Tan independientes...

Bueno, creo que ya habéis captado la idea de que ni van a ser independientes ni van a ser complementarios. A los que se hayan hecho ilusiones, y esto será porque no me conocen, que se fastidien. Al resto, que ya me tenéis calado, sólo invitaros a que os paséis por aquí de cuando en cuando y, de paso, y si queréis, dejéis vuestras opiniones.

Me gustaría empezar esta nueva andadura hablando de algo interesante, o al menos de algo que a mí me parece interesante. Por ejemplo... err... pues de los frikitrolls que van y montan blogs en los que cotillean de la madre y del cordero (paso de poner enlaces). Pero claro, hasta el día 1 de enero de 2009 no voy a poder hablar con total libertad de este tipo de especímenes que pueblan la webosfera, así que os cedo la palabra, que para eso muchos de vosotros sois más sabios que yo, más viejos y más borrachos (y los borrachos siempre dicen la verdad).

Pensándolo bien, es mala idea empezar hablando de esto, más que nada porque no es interesante, meditándolo bien. Los trolls, y por extensión los frikitrolls, son una anécdota, más que nada. Los encapuchados que dan los comunicados de ETA, por ejemplo, no son más que eso, anécdotas. O los ventrilocuos. O las prostitutas vietnamitas en South Park o La Chaqueta Metálica (ya sean tuberculosas o espías del VietCong).

Desde que el mundo es mundo los trolls han existido. Acordaos del colegio y el instituto, esos tiempos infames en los que os hacían dar la voltereta sobre un colchón, o aprenderos el funcionamiento del algoritmo neperiano de su puta madre. O las dos cosas a un tiempo (cuando tenías la desgracia de que tu profesor de matemáticas fuera tu profesor de gimnasia y, encima, las dos clases fueran seguidas). Eso, acordaos de esos murmullos que, atenuados por la gomina o las greñas sin lavar, llegaban a tus oídos, exabruptos lejanos que, ¡diantres!, todo el mundo había escuchado pero sin identificar a su autor. Pequeños trolls se estaban gestando, y lo sé porque yo fui uno de ellos y hasta tiempos no demasiado lejanos. Incluso, en esto de Internet, mantuve hasta hace cuatro años un alter-ego bastante cachondo que, no obstante, tocaba güevos y vaginas a diestro y siniestro y sin escatimar medios.

Son cosas de la edad, me dije un día, y aparqué al bueno de mi troll particular y, tras un "arrivederci" bastante soso, lo finiquité. Son cosas de la edad pero, ahora, ya con los huevos más negros y los pulmones más podridos, me maravillo de que muchos de esos trolls que pululan por listas de correo, blogs y foros no escriban como niños de quince años o como postadolencestes de veintitrés. Cuando intuyo que detrás de esta "gente" hay personas con los huevos aún más negros que yo, gente que tiene que trabajar para comer y que no vive en casa de sus padres, gente con perro y gato, ¡gente con hijos!, gente con letras que pagar, con hipoteca, gente con infidelidades, gente con gustos sadomasoquistas light, gente que escribe sesudos artículos sobre Italo Calvino, Quino o D´Artagnan, gente, en definitiva, con una vida real que debería ocuparles todo el tiempo posible, incluyendo el de ocio... pues me maravillo, me sorprendo, me horrorizo, me planteo el suicidio y acabo multiplicándome por cero.

Y luego están las espirales: troll lanza chismorreo, o crítica, o insulto. Gente respetable cree reconocer al troll (muchas veces, las más, erróneamente) y le escupe más críticas, más insultos, más chismorreos. Más gente respetable aparece y atacan con flemas tan sólidas como el friso del Partenón (he dicho sólidas, pero todo el mundo sabe que las flemas, a veces, van fragmentadas). Más gente respetable intenta desenmascarar al troll (¡a veces lo consiguen!). Gente muuuy respetable incluso intentan hacerlo razonar (repito, aunque parezca mentira, al final hay trolls que, si han tocado demasiado la vena sensible de alguien, se retractan o cortan el tema). En fin, la rumorología se multiplica por cien, y al final resulta más importante saber quién es el troll que desmentir lo que el troll ha dicho. Empieza la caza de brujas, todos somos sospechosos de ser trolls, todos somos sospechosos de proteger al troll, todos somos sospechosos de convertirnos en árbol al morir (lo que, aparentemente para un profano, nos inhabilitaría para ser trolls, a no ser que de pequeñitos nos engañara la tele, y ya sabemos que la tele nunca miente)...

Ay, qué dolor de cabeza.

Me despido con una consideración. Aquí a la derecha he dejado unos enlaces, la práctica totalidad de blogs y páginas varias (incluyendo porno) que veo al día. Seguro que me falta alguna: no doy para más. Todas esas personas tienen una pistola, con pocas balas (como la mía), pero siempre lista para acribillar gilipollas, lo sepan ellos o no. Con cada comentario racional que dejan en sus blogs lo hacen. O con cada comentario ingenioso, cada buen chiste, cada vivencia personal: acribillan gilipollas con maestría, y por eso los he colocado allí, para que sus logros no queden en el olvido. El problema es que, a veces, dos pistoleros pueden llegar a apuntarse, sopesando disparar o no. ¿Quién sabe definir la palabra gilipollas?

Joder, los Académicos de la Lengua por ejemplo lo saben, que para eso les pagamos, digo yo.

Pues resulta que todos somos gilipollas. No creo que ninguno seamos una Teresa de Calcuta o un Gandhi (al menos lo espero de corazón, vaya tedio), así que muchos somos gilipollas y pistoleros a un tiempo. Comprenderé que una de esas balas contadas me alcance. Para eso estamos. Este es un blog, somos personas, algunos somos muy gilipollas, otros menos, otros casi nada y otros merecerían ganar una olimpiada a la gilipollez. Muchos empuñamos pistolas, y las pistolas las carga el diablo, así que puede que acabemos volándonos la cabeza.

Gajes del oficio.

Pero, por favor, no olvidemos que, maduros o no, pistoleros o no, todos somos un poco gilipollas. Sin ánimo de caer en la moralina barata, pensad: incluso el troll más tocapelotas puede ser tu mejor amigo, tu hermano, tu padre o la persona que te salvará la vida dentro de tres años y medio, el que te dé trabajo cuando estés en el arroyo o el que se case con tu hermano y lo haga feliz para el resto de su vida.

Los trolls, recordadlo, tienen corazón.

...

Pero claro, los pistoleros tienen pistolas y un puñado de balas, y eso es algo que los trolls tienen que tener también en cuenta.

Salud.

24 comentarios:

Juanma Sincriterio dijo...

Ford Fairlane estaría orgulloso, seguro... Pues por aquí nos iremos viendo (y habrá que ir afinando la puntería...)

Javier Esteban Gayo dijo...

Bienvenido a Blogger, se van a cagar.

Primera reflexión: a mí los trolls no me merecen respeto. Uno puede tener su nick, ser anónimo y hacer cosas estupendas, pero que la peña lleve el rollo ese de reventar discusiones, pasear su ego, dárselas de listo y en general limitarse a aportar estupidez y mala baba a cualquier discusión, me pone de mala hostia. Especialmente si necesita inventarse nicks y personajes para hacerlo. Compaginan la gilipollez y la cobardía a demasiada altura para mí.

Segunda reflexión: ¿Por qué todo el mundo que me enlaza lo hace con la http del Gentle y por duplicado?

Violante dijo...

Oh, no sé ni qué sentir, Víctor. Es una mezcla de agradecimiento (por enlazarme en la sangre, qué honor más poco merecido por mi parte), miedo (sí, miedito) y gilipollez (porque todos somos gilipollas, claro). Supongo que los trolls se darán por enterados, o eso espero, porque yo no soy uno de ellos ([modo Nicole Kidman en Los Otros on]¿o sí que lo soy?[modo Nicole Kidman en Los Otros off]...)
Me alegro de que hayas creado otro blog más para leer asiduamente (tengo un problema de adicción).
Suerte en este nuevo alumbramiento, que ya somos legión :)

Víctor Miguel Gallardo dijo...

Juanma: me alegro de que hayas visto el homenaje. Y eso, afina, afina, que hay muchos objetivos muy jugosos (lo que pasa es que están en movimiento...).

Javi: Sólo espero que no se me caguen encima. Mis perversiones no llegan a tanto. Con respecto a tu primera reflexión: a mí tampoco me merece respeto, creo que se infiere de mi mensaje, porque lo considero de críos, de gente que no tiene otra cosa que hacer aparte de hacerse pajas mentales. Además, la creación de personalidades en chavales (y chavalas) jóvenes les sirve para reinventarse a sí mismos y ser lo que no serán hasta unos años después (o al menos lo que querrían ser unos años después, lo que sueñan con ser si fueran "malos") y, también, para romper la barrera generacional, el complejo de inferioridad con los que te sacan diez o veinte años. Lo he leído por ahí.

Con respecto a tu segunda reflexión, lo cambio enseguida (enseguida en términos VMGB, es decir, en un rato o en dos ratos), es culpa de la costumbre: veo "Demótico" y me acuerdo del antiguo, no del nuevo.

Violante: sí que somos legión, qué se le va a hacer. Y el pacto de sangre viene desde los tiempos de la Senda de la Eterna Delicia. Una divinidad dual no se puede romper así como así.

Gracias a los tres por leer y opinar.

Javier Esteban Gayo dijo...

¿Jovencitos? Ay, Víctor: te sorprendería lo que un buen contador de estadísticas te puede enseñar acerca de los trolls...

Víctor Miguel Gallardo dijo...

Esa no me la sé, igual que no tengo ni idea de por qué hay un guión en la esquina inferior derecha de nuestras fotos.

Yo, habitualmente, los contadores de estadísticas los uso para curiosear, que creo que es para lo que los utiliza casi todo el mundo (los hay que se masturban pensando en ellos, pero no hablaré de esto, es una enfermedad y merece que corramos un tupido velo).

Eso sí, sólo curioseo cada treinta días y de pasada. Hum...

Zapardiel dijo...

¡Jarl! ¡Nuevo blog! Bienvenido por aquí otra vez y bienvenido sea el homenaje a Ford Forlaine. Hace unos días estuve viendo la película, qué maravilla.

"Faltan diez segundos para el momento más embarazoso de tu vida"

Algo así habría que decirles a los Señores Trolls, justo antes de tomar medidas. Sin embargo hay que matizar que hay trolls de varios tipos: desde los que insultan amparándose en la grosería hasta los que te dejan consejos de autoayuda sin conocerte de nada (verídico, en mi blog han aparecido comentarios recomendándome psicoanalistas o diciéndome que debería ser feliz por blablablá). Qué duro.

Así que si se ponen tontos, recurre a la tortura psicológica, eso en Internet es sencillo. Jejeje...

Muerte y destrucción, co :)

Felideus dijo...

Como los gilipollas son muchos y las balas se acaban (y cuestan caras) yo recomiendo siempre el buen acero filipino que lo mismo corta jamón ibérico que "cerdo erectus", no diré "hábilis"... ni por supuesto "sapiens" (dios chistes antropológicos, espero sepan disculparme... es la resaca) :p

Ah, ¡joder! y bienvenido a blogger, Victor :)

Iván Olmedo dijo...

¡Eso de "Pactos de no agresión" me ha encantao...!
Suerte con la regularidad del blog. que es lo que todos necesitamos...

Pily B. dijo...

Como digo en mi blóss, ¡que Dios nos pille confesaos! (o algo así).

Pues nada, aquí estaremos, apuntando mientras te guardamos las espaldas, por si acaso. ;-)

Santiago Eximeno dijo...

Bienvenido de nuevo al mundo bloguero. Otro blog más es lo que necesitábamos, sip :)

Víctor Miguel Gallardo dijo...

Zapardiel: esos trolls que dan consejos son... uf... yo también los he sufrido, y creo que son incluso peores que los otros. Uf, la carne de gallina se me pone, vaya.

Felideus: ¿Y si yo digo "afarensis"? Pues será porque somos unos friquis de tomo y lomo...

Iván: me alegra verte por aquí. Espero ser regular, pero la verdad es que, últimamente, los BIO de Danone no me hacen efecto. Cosas que pasan. :(

Pily: ¿Confesaos? ¿Dios? Ay, madre, ay.

Santi: Nunca podré llegar a tu altura: mil quinientos blogs en los que participas, jejeje.

Juan Antonio Fdez Madrigal dijo...

¡¡¡¡¡ Aaaaaaaaaaahhhhhhh !!!!! ¡¡¡¡ Dejad de abrir bloggggggssss !!!

Qué mareo.

Hala, Víctor, te leeré asiduamente e intentaré esquivar las balas :-)

Juan Antonio Fdez Madrigal dijo...

Ah, y gracias por el enlace :-) ¿Podrías cambiarlo por http://jafma.net, que ese no va ya? Thanks...

Víctor Miguel Gallardo dijo...

Juan Antonio: no creo que te dirija una bala en mi vida. En todo caso, si se produce la situación, llama al frenopático más cercano: o tú o yo estaremos en una dimensión paralela. O algo.

Y no te quejes de la proliferación de blogshongos, que tú eres el primero que se ha apuntado al carro, jeje.

Y lo del enlace... pues otro día, el mismo en que cambiaré el enlace de Javi. Soy así de chulo (léase "vago").

Anónimo dijo...

Good afternoon many have machines which not insuranced,
you have a unique opportunity only today to receive insurance the machine free of charge
auto insurance
auto insurance
cars insurance
cars insurance
texas car insurance
texas car insurance
car insurance quotes
car insurance quotes
car insurance policy
car insurance policy
xanax
phentermine
buy tramadol

Anónimo dijo...

Hi people
I do not know what to give for Christmas of the to friends, advise something ....

Anónimo dijo...

Hello. Good day
Who listens to what music?
I Love songs Justin Timberlake and Paris Hilton

Anónimo dijo...

Mmm my sweety private weblink collection. I hope you enjoy it !
ass parade
naruto xxx





------------------------------------------------------------------------------------------------
About Christmas
merry christmas

Anónimo dijo...

xanax
phentermine
buy tramadol
big breast
merry christmas
ass parade
naruto xxx
auto insurance
auto insurance
cars insurance
cars insurance
texas car insurance
texas car insurance
car insurance quotes
car insurance quotes
car insurance policy
car insurance policy

Anónimo dijo...

For what I have seen, this site is not bad at all
- www.blogger.com z
samsung ringtone
motorola ringtone
sony ericsson ringtone
nokia ringtone

Anónimo dijo...

Hi, it is really nice resource. I think, i'll see this site again.
- www.blogger.com q
airline ticket sale
online airline ticket
buy airline ticket
airline ticket prices
buy viagra now
credit cards
entertainment
find love
work at home
phentermine

Anónimo dijo...

Hello
Do not delete it please. I need money urgent
















Bye

Anónimo dijo...

I recently downloaded the latest update to AVG Anti-Virus Free edition, and ever since then it hasn't updated automatically, and when I try to do it manually in the menu, I get an error "The update has not finished because the installation is corrupt." What should I do? [url=http://gordoarsnaui.com]santoramaa[/url]

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...