sábado, octubre 18, 2008

He vuelto

Mi blog ha pasado, en un año, de tener más de diez mil visitas mensuales a unas tres mil. Pues me alegro, porque todo ello radica en evitar mencionar a

1) Gestores de Hispacones desastrosas;
2) Cacaculopedopis y sus variantes más erógenas; y
3) Emma Watson y el Papa

Llegué a calcular que más del 50% de los visitantes a mi blog llegaban a él para

1) Observar boquiabiertos que me había beneficiado a una menor de edad inglesa bastante famosa en el aseo de un club de jazz; o
2) Maldecirme por criticar al Santo Padre.

Así que, efectivamente, estoy muy contento de la bajada de visitas. Y aún más contento de ver que de vez en cuando se pasan por aquí auténticos personajes (por ejemplo TÚ, querido lector que ahora mismo dormitas leyendo esto mientras sopesas pasar a la pestaña del Firefox marcada como "Sexy Sativa" o algo similar).

[Otro día os hablo de Sativa Verte, que me tiene francamente impresionado]

---

Y al grano: he vuelto. He terminado de montar en mi cabeza la que va a ser mi primera novela escrita en serio, y esto me ha llenado de alivio. Tanto que se me han ocurrido ideas para volver a las distancias cortas (¡bendito relato!). Tanto que he eliminado toda referencia a esa ocurrencia juvenil llamada "El Apocalipsis Pendular" que intenté colgar por capítulos en un blog creado al efecto. Las consecuencias inmediatas son que:

1) Estoy ahora mismo liado con dos relatos cortos, el primero de corte negro y ambientado en la Costa del Sol, el segundo en el estúpido universo mental que me he montado para mi proyecto de novela.
2) "El Apocalipsis Pendular", a día de hoy, lo han leído en su totalidad (que yo recuerde) Charlotte, Francesita, Ripham, Supergarban, Dani y Emi. Pues así ha de quedar. Ya les aplicaré yo lobotomía profunda para que olviden todo lo leído hasta ahora y puedan arrancar de cero ahora que sé evitar ciertas mierdas muy comunes en mi escritura hasta ahora.

Por, ejemplo, el, abuso, de, comas.

-O los diálogos graciosos -dijo él.
-Cállate, cojones -respondió el mapache hipertrofiado que le estaba pasando la petaca.

(También los paréntesis explicativos)

Veremos a ver en qué acaba la cosa. Yo espero que como mínimo en el Premio Planeta, el Hugo y el Nadal. Me conformaría con menos pero, sinceramente, el Nobel está sobrevalorado.

5 comentarios:

Jafma dijo...

Ay los paréntesis (proceden de la necesidad de concurrencia en el lenguaje, que lo sepas) :P

Cocó Violante dijo...

Yo me descolgué de "El Apocalipsis Pendular", lo confieso avergonzada. Pero tu primera novela "en serio" me la leo enterita, eso está claro. Y la quiero dedicada con pluma, como hacen los escritores famosos :P


El Planeta para Víctor YA :)

Blumm dijo...

Hola, verde Hilezkor. Te recomiendo el San Google Analitics. Es maravilloso, veraz y objetivo.

Te he llamado desde Facebook. Nos leemos, compañero de fatigas (por eso de la edición)

Anónimo dijo...

Hola Victor, desde que encontre tu blog no he parado de leerlo, es realmente cojonudo.
Un saludo

Mariano

neus1973 dijo...

Hooooola xiquet.
Mi blog no es (por suerte o por desgracia, depende de cómo se mire) .... tan radical ni suversivo .... jejejejeje .... como el tuyo.
de todos modos, me parece (el tuyo) interesante, lo poco que he leído .... y es que apenas tengo tiempo para nada de nada de nada de nada de nada de nada de nada ................... !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Bueno, de todos modos, gracias por pasarte por el mío .... voy contando mis cosillas, saludando a gente de otros blogs, y por cierto, si publicas tu libro, lo compraré, por curiosidad.
Saludos desde Valencia.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...