domingo, febrero 07, 2010

Onyxia

Había siete tronos y siete cabezas
en el altar consagrado de la desilusión.

Y en cada uno de los tronos
un rey decapitado exhortándonos.

Y en cada una de las cabezas
una corona de espinas
hecha con la herrumbre
de vidas que se consumen.

Había siete tronos y siete cabezas
en el altar de la desilusión.

1 comentario:

Calipso dijo...

También me tientan las repeticiones, me gustan tus trabajos, :). Un saludo

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...