lunes, diciembre 20, 2010

El abismo te devuelve la mirada

Gritas al vacío una palabra
mil veces oculta en el fondo de la boca,
la lengua llena de llagas,
los puños apretados.

No hay ira, sí consternación
por ver llegar un momento
que presentías cercano, y frío.

Giras sobre ti mismo,
y te sorprendes corriendo,

sonrisa torcida en unos labios de eterno deshielo.

2 comentarios:

Una Resaca Cualquiera dijo...

Veo que has tenido un finde duro
Animo y a esperar la Navidad con energía!

i* dijo...

El eterno deshielo es la angustia más intima que sufrimos en silencio, cuando el alma ya ni siquiera sabe gritar...

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...