lunes, febrero 21, 2011

Te hablaré de las cosas muertas




Yo

La brisa del otoño se congela en el invierno
El alcohol nos licua el cerebro
La química ya no sirve a nuestros intereses

(sírveme otra ronda, camarera inmóvil,
cornéame con desdén, querido amigo líquido)

(hasta que reviente)

1 comentario:

Una Resaca Cualquiera dijo...

Mortalmente intenso

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...